¿Qué significa AgTech?

Es uno de los términos más usados en el mundo por los profesionales de datos y los agrónomos.

Hace 2 meses | Conocimientos

AgTech significa una nueva forma de entender la agricultura que integra los avances tecnológicos y digitales para lograr maximizar la producción minimizando el impacto ambiental,  la optimización de costes y recursos y la eficiencia agroalimentaria a través del uso de Datos.

AgTech

“AgTech” es un concepto reciente

Se suma a la persistente innovación agrícola que a lo largo de historia de la Humanidad se ha sucedido sin descanso. Ahora, gracias a la Transformación Digital, los procesos innovadores y su transferencia a la producción, mercado y consumo se han acelerado a la vez que se vuelven accesibles por todas las sociedades de mundo.

A pesar de ellos continúan las diferencias entre los sistemas productivos derivados de los distintos niveles de desarrollo de países y sociedades. Mientras en algunas zonas aún se siguen usando el arado tradicional y la tracción animal, en otras sería impensable cultivar ya sin tecnologías como los Modelos predictivos de cosecha basados en desarrollos de Big Data, por ejemplo.

Lo que queda claro, y no podemos obviar, es que dentro de 25 o 30 años, la población mundial superará los 9.000 millones de personas según las Naciones Unidas.

¿Dispone el mundo recursos para garantizar la seguridad alimentaria para todos nosotros?

El aumento de la población, unido al incremento de la esperanza de vida, supone un reto donde la tecnología será esencial. Y es ahí donde las empresas que desarrollan y potencian el “AgTech” ( “AgroTech” o “AgriTech”) canalizan, para beneficio de todos, las necesidades de digitalización de la Agricultura

La inversión en el sector AgTech se ha triplicado entre el 2004 y el 2020. El mercado se está preparando para asumir este gran reto de eficiencia y transformación estructural que supone.

Esta “nueva revolución industrial agraria” de las empresas AgTech está caracterizado por un interés por cuidado del medio ambiente, la apuesta por el desarrollo de productos saludables y rentables bajo la máxima de que “lo que no se puede medir no se puede mejorar” y por ello su misión es vertebrar todos los datos y la información de valor que se produce en la cadena agroalimentaria para ayudar a tomar mejores decisiones a sus líderes y actores.

No hay marcha atrás: solo con la digitalización, la innovación y la implantación de las nuevas tecnologías se podrá producir más y mejor con menos recursos.